EL GENOCIDIO ISRAELÍ Y SUS CÓMPLICES

10346057_883959198284918_975288054376612882_n

Ojos para la Paz

El Genocidio israelí y sus cómplices

James Petras

Martes, 19 de agosto 2014

Fuera de Israel y sus partidarios organizados en numerosas organizaciones sionistas, la opinión pública mundial y expertos en derecho internacional creen que la invasión por el Estado sionista de la franja de Gaza y el ataque sistemático contra la población civil y la infraestructura crítica, es un crimen contra la humanidad.

El propósito de este ensayo es cuádruple:

1 Identificar la naturaleza del delito – la naturaleza genocida de los ataques del ejército y el proceso que conduce a ella.

2 Identificar los autores materiales de los crímenes de guerra y sus cómplices nacionales e internacionales

3 Explicar la relación entre los líderes, los encargados de formular políticas, propagandistas, cómplices y secuaces, incluyendo sus ideologías, sus intereses materiales y su estructura de organización, que hacen que sus crímenes no sólo son posibles, sino que están en el marco de la impunidad

4 Identificar los intereses imperiales más extendidos  que unen a Israel con los Estados Unidos, y en la persecución de los cuales, el asalto a Gaza no es más que una horripilante repetición.

La “moral” de los matones en un estado genocida

Los líderes políticos del estado genocida, gestionan una empresa fuertemente militarizada, donde los ciudadanos y soldados, criminales y  profesionales, los torturadores y  sociópatas pueden coexistir  en la misma persona. La fría racionalidad  se implementa para el asesinato en masa, la tecnología para destruir masivamente, el idioma para emplear eufemismos que convierten a los verdugos
en víctimas (y viceversa). Los preceptos morales son degradados y  suplantados por la ética de los asesinatos en masa. Los moralistas  rabinos, filósofos éticos, todos se unen para bendecir las bombas arrojadas sobre hospitales, escuelas, casas y todos los seres vivos – incluso aquellos enterrados- no descansarán en paz cuando hasta los cementerios son bombardeados.

Los líderes imbuidos de una visión genocida no ven más que los objetivos militares -no existe un pueblo oprimido-  toda la existencia y todas las instituciones humanas en las zonas seleccionadas deben ser demolidas. La  destrucción de la vida humana, la propia existencia de los palestinos es convertida en el objetivo final de esta operación obscena.

La decisión práctica de exterminar a los palestinos es consciente, planificada  practicada y perseguida con determinación implacable por la cúpula de la jerarquía y realizada con entusiasmo salvaje por el “ejército de ciudadanos ” israelí.

El desarrollo de este plan mortal había comenzado con lo que parecía ser una ofrenda de paz “generosa”. En 2004, el criminal de guerra el primer ministro israelí Ariel Sharon había “acordado” con los palestinos  la autonomía de Gaza y en agosto de 2005 eliminó algunos miles  de colonos judíos y las tropas terrestres israelíes. La  consecuencia de esta indulgencia: Más de 1,4 millones de palestinos fueron encerrados y hacinados en la mayor prisión al aire libre, el  gueto más grande del mundo en la historia. Fue un recordatorio de la redada nazi  de los Judios polacos conducidos como ovejas el gueto de Varsovia, donde ellos también habían visto que se concedió “autonomía “. Una vez que  los colonos judíos partieron  (tras recibir “compensación “de $ 300,000 por familia), el ejército israelí cerró todas las entradas y salidas de Gaza. La tierra, el mar y el espacio aéro fueron bloqueados y el control total fue impuesto para la entrada dealimentos, medicinas, libros escolares y para la dispensa de tratamientos médicos, para los estudios universitarios, los viajes regulares o negocios. Esto es un reflejo de la política nazi ejercida con los que quedaron atrapados en el gueto de Varsovia. Los agricultores palestinos murieron mientras cuidaba sus campos, brutalidad que recuerda la hambruna impuesta por el bloqueo nazi de Leningrado. Y el mundo estaba horrorizado!

Gaza y el ghetto se establecieron por primera vez como campos de concentración a cielo abierto superficie – medidas temporales para ocultar las verdaderas intenciones-. Los jóvenes de Gaza en 2014 ha crecido a más 1,8 millones de personas atrapadas. Es evidente que si los habitantes de Gaza no pueden viajar, cultivar la tierra,  pescar o ejercer el comercio por medios normales,  tendrían que cavar túneles para abastecerse, defenderse   y luchar en contra de la relegación de su situación al estatus de animales enjaulados, por el Estado de Israel. Los próximos pasos después del éxito de su aislamiento, serían sistemáticos y premeditados: Los  Sionistas, como los nazis, han lanzado una guerra total y a ultranza contra los actos inevitables de la resistencia de los oprimidos. Enviaron aviones, tanques, misiles y bombas para arrasar áreas  pobladas, especialmente los barrios en donde los jóvenes combatientes se habían levantado para resistir esta crueldad insoportable. Jóvenes
heroicos combatientes de la Franja de Gaza, al igual que sus predecesores de Varsovia se resistieron a sus enemigos totalitarios una y otra vez.
Mientras tanto, la gran mayoría de los Judios de Israel aplauden la devastación todavía pretendiendo ser ellos las víctimas.

Jóvenes Judios de la diáspora se ofrecieron como voluntarios para alistarse en el ejército israelí y a la masacre palestina, al igual que la población alemana había celebrado junto con el Bund alemán en el extranjero, los crímenes totalitarios de sus líderes. Sus respuestas eran casi idénticas, pero en  tiempos y en  lugares diferentes:
Pueblo elegido y arios del mundo se han unido en contra de aquellos que los han calificado de “terroristas”, diciendo que sus túneles se convertirán en sus tumbas!

En línea con esta mitología de super-raza, la máquina de matar de Israel es verdaderamente muy eficaz para asesinar  a los civiles no  armados – los inválidos que no pueden correr, médicos que quedan tratando a los heridos,   madres con sus hijos en sus frágiles refugios  – y bastante patética cuando se trata de enfrentarse  cara cara, a determinados combatientes de la resistencia armada. Desde el 6 de agosto 2014, la aviación, la escuadra y la artillería de Israel con técnicas de guerra de larga distancia disparó y mató a 1.594 civiles Palestinos – en comparación con 3 civiles en Israel (un beduino, un  trabajador agrícola tailandés y un Judio de Israel), un informe  se refiere a  más de 1.500 civiles palestinos por uno de los “elegidos”. Pero cuando se trata del combate cuerpo a cuerpo 64 soldados israelíes murieron por 281 simpatizantes palestinos, una proporción de 4.4 1, a pesar de que contaban con el apoyo de la Fuerza Aérea de Israel y su alta tecnología de protección personal, los israelíes han  sufrido fuertes pérdidas cuando su agresión ha tomado la forma de incursiones terrestres contra partisanos  mal equipados pero dispuestos a morir por sus hogares y por su liberación.

Los criminales de guerra: ¿quiénes son y cuáles son sus crímenes?

Está claro que estos son los comandantes de las fuerzas armadas de Israel, las llamadas Fuerzas de Defensa de Israel, que son responsables de los ataques sistemáticos por tierra, mar y aire contra civiles, hospitales, escuelas, refugios…,los que están en la primera fila para merecer cargos por crímenes de guerra. Deben ser acompañados por los estrategas, los responsables militares y políticos israelíes que sistemáticamente, criminal y penalmente,  han atacado de manera consistente casas, barrios, instalaciones de purificación de agua y tratamiento de aguas residuales de plantas, redes y centrales eléctricas,  plantas de energía… en un esfuerzo planificado de destruir cualquier posibilidad de la existencia diaria normal para casi 2 millones de palestinos. Ellos han cometido graves crímenes  contra la humanidad, de acuerdo con la Convención de Ginebra y las normas legales de derecho internacional establecidas en Nuremberg. Hay testigos oculares y documentos  que muestran a soldados de rango  medio y bajo apuntando sobre escolares, personas que compran y  madres con bebés que huyen de las zonas de combate. La persecución de los crímenes de guerra no puede ser limitada  a unas pocas decenas de oficiales superiores; estos crímenes se cometieron en todos los niveles del ejército israelí.

Los líderes y los encargados de formular políticas, empezando con el primer  Ministro Benjamin Netanyahu y ​​su gabinete, los miembros de alto rango de los partidos y las Knesset, que fueron los principales impulsores de los bombardeos contra Gaza y  han justificado las  matanzas masivas de civiles, deben ser claramente el centro de un Tribunal internacional por crímenes de guerra.

Pero ¿qué hay de la opinión pública israelí, la gran masa de Judios de Israel, que se consideran moralmente por encima de la opinión pública mundial a pesar de una repulsión  casi universal por informar de los crímenes israelíes? Más del 90% de los judíos israelíes ha dado su pleno apoyo al baño de sangre en curso, alentando a su ejército a diario desde las gradas erigidas en las colinas
con vistas a la Franja de Gaza, aunque consciente de las consecuencias penales por su apoyo – son también un elemento esencial de esta empresa criminal. Celebraron la carnicería y atacaron violentamente a los pocos israelíes que abiertamente desafiaron a esta “guerra”. Los israelíes no tienen derecho a la presunción de “ignorancia inocente”; no pueden llamarlo un “trágico conflicto entre dos pueblos.” No, no puede el israelí absolverse a sí mismo fingiendo ignorar la naturaleza de los crímenes cometidos en su nombre, no, ellos no pueden invocar ignorancia! La mayoría de los Judios de Israel informados exigieron esta guerra desde el principio.

¡Hubo muchos que habían participado en las manifestaciones racistas con pancartas y consignas que llaman “muerte a los árabes”!

Llevan su aprobación del holocausto de Gaza como una insignia de honor. El noventa por ciento de los ciudadanos judíos en Israel rechazó el alto el fuego humanitario: los cronistas de los periódicos y la gran mayoría de los escritores de cartas en la prensa diaria han venido argumentando abiertamente al exterminio! Los criminales de guerra autoproclamados son festejados como héroes por sus hermanos de ultramar que se apresuran  a aprobar o incluso unirse a la carnicería.

A Gideon Levy, periodista disidente de Haaretz, le escupían en todos los cafés de moda y ahora debe tomar café en casa.

¿Qué podemos decir sobre los “moralistas”, el departamento de los famosos rabinos, quienes no dudan en empujar piadosamente la carnicería masiva?: ¿Hay un Alto Tribunal de la autoridad religiosa para estos “santos hombres ” que deben ser juzgados por su papel en la incitación a los crímenes de guerra? ¿Qué pasa con la red global de organizaciones, los grupos de presión sionistas del Congreso americano y el ejecutivo, corrupto y cobarde, que aseguran la entrega de miles de millones de dólares en armas mortales? ¿No son cómplices de genocidio antes y después de los hechos?
Sin embargo, esto es una flagrante mentira y un engaño deliberado, pretender como algunos críticos lo hacen, ladrones de “izquierda”, que los Estados Unidos “comparten la responsabilidad” de los crímenes israelíes contra la Franja de Gaza. ¿Quién le pidió al pueblo estadounidense aprobar esta masacre? ¿Cuando el pueblo estadounidense organizó un “lobby” para comprar votos del Congreso? ¿ Organizó el pueblo estadounidense colectas de cientos de millones de dólares en el lujoso Waldorf-Astoria, donde electos republicanos y demócratas están comprometidos a asignar un adicional de $ 225 millones en misiles y tanques Israel para reponer su arsenal después de aarrasar miles de casas y exterminar a familias enteras en la Franja de Gaza? Cualquier investigador serio, que hubiera considerad la política interna estadounidense sabría que los presidentes de de las 52 mayores organizaciones judías estadounidenses son cómplices de los atentados terroristas cometidos en Gaza por parte de Israel. Las encuestas muestran que la mayoría de los jóvenes estadounidenses simpatizan con los derechos de los
Palestinos…

¿Hay una cláusula en el procedimiento del Tribunal Militar Internacional de Nuremberg que podría servir para aportar acusaciones contra cómplices en ultramar, de crímenes de guerra? ¿Qué hay de los universitarios izquierdistas y de los periodistas de izquierda “progresista” renombradas que cubren a sus cómplices extranjero acusando falsamente a los ” Estados Unidos “(e insinuando la complicidad del pueblo estadounidense) en este matanza?

Los lazos que los unen

Hemos identificado una unión directa entre la élite política israelí, su comandante militar y la masa de su población, en la responsabilidad de los crímenes de guerra y el genocidio con la complicidad material activa de las organizaciones sionistas en el extranjero.
Ellos actúan como fuerza de cohesión, corriendo hacia adelante en la sangre

y la barbarie de la guerra total contra los palestinos – los
residentes y dueños legítimos y originales de Pelestina, a la que
ahora se llama “Israel”.

Surge la pregunta: ¿Qué los une en este horrible negocio? ¿Qué ceguera moral les aflige tanto que ignoran los infinitos estantes de las librerías llenos de escritos humanistas y enseñanzas, de Spinoza, Kant, Babel, o Buber? ¿Sa trata de lealtades tribales sacadas de cuentos del Antiguo Testamento de venganzas e infanticidios? Son expresiones de un fanatismo etno-religioso unido a la búsqueda de un imperio regional y de pillaje?

La ideología racista y su expresión virulenta provienen a la vez de los altos funcionarios como de la “calle judía” y están muy extendidos y abiertos.
Degradar a los palestinos, mientras que afirma ser una raza superior
por encima de las leyes del mundo, es utilizado para justificar todos los delitos
contra el pueblo de Gaza. De cerca y de lejos, la expresión ”
la identidad judía y la solidaridad colectiva “, basadas en la superioridad
etno-religiosa, siempre amenazada por los pueblos “indígenas”, hostiles, explica el apoyo continuado de los más grandes magnates de Hollywood, de los profesores de la Ivy League, de los intelectuales franceses, de sus pares británicos y prominentes banqueros de Wall Street.

Afinidades ideológicas y lealtades etno-religiosa puestas parte, muchos judíos israelíes también tienen grandes problemas en materia de los saqueos y expulsión del pueblo palestino. La incautación de tierras palestinas llevó a la construcción de nuevas viviendas, con piscina, hogares baratos y subsidiados sólo para Judios, el desarrollo de las tierras en donde una vez florecieron los olivares y familias extensas habían vivido y muerto. Los Judios de la clases medias y trabajadoras disponen de viviendas libres; los especuladores de bienes raíces que se apoderan de tierras de los palestinos, construyen condominios de apartamentos de lujo, con golf incluido, junto al mar, y destinos turísticos. Los contratistas de la construcción
obtienen lucrativos contratos con el Estado. El pillaje es una base material importante para un alto nivel de vida en Israel, mucho más elevada que la de los palestinos,
mucho más alto que el de la población no judía de Israel y incluso más que los estadounidenses, que se vieron obligados a subsidiar “el Estado judío “durante casi 50 años.

Igualmente importante, el ataque israelí contra Gaza sirve como terreno
de prueba de sus armas de destrucción masiva y su Dome
misil. En este sentido, la masacre de Gaza sirve como ensayo general (y una advertencia gráfica) para nuevas guerras en la región en asociación con los Estados Unidos y sus clientes. Los últimos documentos de analista de la NSA, Edward Snowden, revelan que Israel trabaja en conjunto con los Estados Unidos en toda África del Norte, Oriente Medio, el Golfo Pérsico, el sudeste de Asia y los países
islámicos en la elección de los objetivos y planes de desarrollo de guerra. El Gran Israel ya no es un sueño loco de visionarios judíos: Actualmente se encuentra en Gaza y sus comienzos auguran guerras cada vez más sangrientas en contra de toda la humanidad.

conclusión

La guerra total de Israel contra la franja de Gaza ha aumentado la condena de millones de personas contra Israel a lo largo y ancho del mundo, una más intensa cólera por sus crímenes contra la humanidad, así como llamadas para que sea conducido ante un Tribunal Internacional por crímenes de
guerra. Si un tribunal de esre tipo debe ser convocado, convendría determinar el alcance de la red – dónde trazar la línea entre
los dirigentes, soldados, masas y participantes, cómplices de ultramar, todos
involucrados en un grado u otro? ¿Cuántas investigaciones serán
llevadas a cabo en contra de los “cómplices” por los asesinatos en masa
y cuántos serán juzgados?

El horror y la indignación creciente han aislado a Israel de la gran
mayoría de la humanidad, incluyendo a miles de Judios – pero
han endurecido a sus dirigentes y creado influyentes y poderosos partidarios, particularmente en los Estados Unidos.

Los de la línea dura en sus lujosas suites, están a la
defensiva. Los principales productores de Hollywood denuncian
que actores indignados se atrevieron a criticar los crímenes de guerra israelíes
en Gaza, lo que califican de “antisemita” y los amenazan con ponerlos
en lista negra de por vida, para el trabajo en cine y teatro.
Poderosas organizaciones sionistas no sólo aseguran a la oposición
estadounidense su impounidad ante cualquier resolución del Consejo de Seguridad de la ONU de condena de los crímenes de guerra israelíes, sino también la aprobación por unanimidad (100%) del Congreso y la Casa Blanca para una ”
asignación de emergencia “250 millones de dólares de dinero de los contribuyentes,
para reponer las bombas y misiles que ya utilizó Israel
bombardeando a la población de Gaza. Más
duro, los que hablan hablando por los presidentes de las 52 grandes
organizaciones judías de los Estados Unidos, han perseguido sin descanso su
apoyo a la carnicería de Israel, incluso ante la cara de cientos de miles de
manifestantes que marcharon por el mundo para apoyar los derechos
del pueblo palestino. La línea dura muestra abiertamente
su apoyo ciego a los crímenes de guerra israelíes. Estos fanáticos
creen que cualquier crítica a los crímenes de guerra israelíes,
ya sean cristianos, musulmanes, hindúes, judíos o ateos,
es obra de anti-semitas, pervertidos o terroristas y debe
ser censurado y aplastada! Dentro del bunker sionista hay un
reforzamiento del puño de hierro por la lealtad a Israel, mientras que
en el exterior va por buen camino la propaganda en marcha que minimiza sus crímenes de guerra y las denegaciones vehementes de la complicidad extranjera en el genocidio.

Epílogo: Un diálogo entre sionistas

El sionista de derecha dice al de izquierda: “Los crímenes al servicio del Gran
Israel son virtudes”. El de izquierda le dice” Hay algunos crímenes, pero
en última instancia, son los Estados Unidos, los responsables “.

Un antiguo observador, perspicaz sionista comentó con satisfacción: “Esta es nuestra división del trabajo: los buenos sionistas defienden a Israel y los sionistas de izquierda confunden a sus detractores. ”

James Petras

(traducción del francés: Purificación González de la Blanca

 

Facebooktwittergoogle_plusmailby feather
, , , , , , , , ,
One comment on “EL GENOCIDIO ISRAELÍ Y SUS CÓMPLICES
  1. Gracias por tu trabajo ,Toda la humanidad sufriendo un infierno ,Nos queda una esperanza pienso porque hacer que cambien las cosas parece totalmente imposible. Hubieron muchos imperios desde hace unos 3000 años ,todos perecieron ,porque la vida, gracias ,es auto destructiva ,ellos mismos se destruirán ya lo hicieron en el pasado y lo volveran a hacer.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *