Rajoy apoya oficialmente a los golpistas nazis en Ucrania

El gobierno de Rajoy declara su apoyo a los golpistas de Kiev. Hay que exigir al gobierno el cierre de la base de Rota, que pone en peligro a toda la población de Cádiz al ser objetivo de los misiles rusos

rota

1 de marzo, 2014
El espía digital

En un nuevo acto de sumisión a los poderes imperialistas anglosajones, los mismos que ocupan Gibraltar y usan las bases de Morón y Rota para sus planes de agresión a Rusia, el Gobierno español declara en una nota oficial su apoyo a las bandas golpistas que han tomado el poder en Kiev.

“España apoya al nuevo Gobierno ucraniano y pide que no se recurra al uso de la fuerza. «El gobierno de España manifiesta su preocupación por la situación en Ucrania que sigue siendo incierta y dista mucho de estar estabilizada. Especialmente grave es la tensión existente ahora en Crimea», señala a través de un comunicado del Ministerio de Asuntos Exteriores y de Cooperación, recogido por Europa Press.

En el texto, el Gobierno expresa su «pleno apoyo a la integridad territorial de Ucrania» e insta a los distintos actores internacionales implicados a «cooperar en la búsqueda de una solución»”

La gracia de Rajoy y el escudo antimisiles pone en peligro a Cádiz

El destructor estadounidense USS Donald Cook se está preparando para su primer patrullaje el próximo mes como parte del sistema de la OTAN de defensa antimisiles en Europa, según informó el portal Stars and Stripes. La nave, que llegó a la base de Rota en la costa atlántica de España el pasado día 11, es el primero de los cuatro destructores estadounidenses que se trasladarán a la zona en el curso  de dos años, según el plan de despliegue del escudo antimisiles.

Aunque EE.UU. sostiene que el escudo sirve para prevenir los potenciales ataques nucleares de “Estados canallas” como Irán, su desarrollo ha causado protestas por parte de Rusia, que sospecha que el sistema está orientado a contener su potencia bélica y lo califica como “factor desestabilizador en Europa”.

Además Moscú aduce que Irán carece de la capacidad técnica necesaria para llevar a cabo ataques nucleares contra Europa.

El segundo de los cuatro destructores estadounidenses que tendrán su base en Rota será el USS Ross, cuya llegada está prevista para junio de este año. Durante 2015 llegarán los otros dos buques de guerra de la US Navy: el USS Porter y el USS Carney, cuya fecha aproximada de llegada todavía no está definida.

El destructor USS Donald Cook, que debe su nombre a un héroe de la Guerra de Vietnam, cuenta con una tripulación de 338 marinos a las órdenes del capitán de navío Scott A. Jones. Su principal potencial ofensivo está marcado por el sistema de combate Aegis, el mismo que usan las modernísimas fragatas españolas F-100, aunque con un nivel de desarrollo tecnológico muy superior.

De la clase Arleigh Burke, entró en servicio en la Armada estadounidense el 4 de diciembre de 1998. Mide 154 metros de eslora y 20,4 metros de manga, y está armado con dos lanzadores de sistema vertical MK-41 con misiles de crucero Standard y Tomahawk; lanzadores de misiles Harpoon; cañón de 5″ MK-45 de calibre 54; dos sistemas Phalanx CIWS; y dos lanzadores triples de torpedos MK-46.

El Ministerio de Defensa español ha renovado durante los últimos años la base de Rota. El muelle 1 se amplió en 300 metros, mientras que se construyó un nuevo muelle, el número 4. Además, se ha reformado por completo el muelle número 2, donde estarán anclados los destructores norteamericanos y cuyo coste, cifrado en cerca de 22 millones de euros, ha sido sufragado íntegramente por el Gobierno de Barack Obama.

Los rusos protestaron por  el consentimiento de España al Escudo Antimisiles

Las relaciones diplomáticas entre España y Rusia “siguen siendo buenas, pero han empeorado desde hace un año”. Diplomáticos españoles que mantienen contactos habitualmente con funcionarios rusos admiten que la instalación del Escudo Antimisiles en Rota, y sobre todo la forma y momento en que fue anunciado, han provocado numerosas recriminaciones. Esto, además, de las continuas quejas acalladas que se reciben de la propia población española.

El ministro ruso de Exteriores calificó de “Inaceptable”,  la entrada de España en el operativo del Escudo Antimisiles diseñado por Estados Unidos. El anuncio, realizado en octubre de 2011 del año pasado por el anterior Ejecutivo, ha supuesto más de un enfrentamiento verbal entre diplomáticos españoles y rusos. Similar a lo que ha ocurrido con Estados Unidos, con quien los rusos han admitido que este proyecto “es un escollo” en sus relaciones. No en vano, El Espía Digital publicaba hace unos meses la reacción rusa al escudo antimisiles yanqui en nuestro territorio.

Las fuentes diplomáticas y militares aseguran que “en más de una ocasión, los rusos han admitido su enfado por cómo y cuando se negoció la entrada de España en el escudo antimisiles”.

Cabe recordar que 2011, año en el que se negoció y finalmente se anunció la participación española en el proyecto, coincidió con el año dual de amistad España-Rusia, un año en que ambos países mantuvieron numerosos encuentros para ampliar su colaboración en todos los ámbitos–económico, social, investigación, turismo…-.

Esta circunstancia ha provocado ciertos problemas, además de una importante situación de peligro para la población española al producirse una lógica reacción de defensa por parte de Rusia, en la relación de ambas naciones:

La noticia fue ocultada a los españoles: “Rusia apuntará sus misiles nucleares hacia España”. Una noticia así sería portada en cualquier medio serio, en cambio, aquí no ha merecido mayor atención que, si acaso, unas líneas escondidas en la sección de internacional en zona poco visible. ¿Incapacidad profesional manifiesta? Imposible. No hay otra explicación racional que la de ocultar deliberadamente a los españoles las nefastas consecuencias de acceder a las pretensiones norteamericanas de instalar en Cádiz uno de los nodos del nuevo sistema antimisiles con el que EEUU pretenden conseguir una ventaja estratégica sobre Rusia, aunque la excusa sean “los misiles iraníes”.

En una país pacato dedicado a pagar las deudas de los banqueros, se anunció a bombo y platillo que nuestro más poderoso aliado “nos había escogido”, junto a Portugal, Polonia y Rumanía, para ser de los “privilegiados” en los que se instalaría el famoso sistema antimisiles (desarrollo caro e inútil de aquél proyecto que se denominó “guerra de las galaxias” en la época del presidente Reagan).

Aquí todo fueron fanfarrias emuladoras de la famosa película de Berlanga. El nuevo sistema se instalaría en la Base de Rota (Cádiz), traería puestos de trabajo, venta de suministros y transferencias de tecnología y, sobre todo, indicaba que nuevamente España, como en tiempos del “trío de las Azores”, contaba en el mundo –es decir, para los americanos-.

Luego, todo se ha visto reducido un poco, hasta el punto de que las obras de albañilería para el acondicionamiento de la base de Rota las está realizando una empresa norteamericana no muy conforme con respetar los derechos y condiciones laborales vigentes en nuestro país, pero bueno… todo se vendió como ventajas.

Pero lo que se le ocultó a los españoles fue la reacción de los rusos. Acompañamos a este artículo una traducción al español de la versión en inglés publicada en el sitio oficial de la presidencia rusa http://eng.news.kremlin.ru/, del discurso al pueblo ruso del todavía presidente de Rusia y hoy primer ministro Dimitri Medvédev, el pasado 23 de noviembre de 2011. Este discurso es de importancia fundamental para entender la dinámica de tensión en la cual nos encontramos y, en lo que nos concierne, para que los españoles se enteren que nuestra actitud de “Bienvenido Mr Marshall” ha provocado una “ganancia” difícil de superar: que los misiles nucleares rusos apunten hacia territorio español y, en concreto, a las cercanías de la ciudad de Cádiz. He aquí el discurso de Medvédev:

Discurso a la Nación del Presidente ruso D. Medvédev

Dicho de forma breve, Rusia instalará en la región de Kaliningrado sus lanzadores de misiles nucleares Iskander apuntando a las bases del sistema antimisiles norteamericano… y uno de esos puntos es Rota. Hay que señalar que la cercanía de Kalinigrado a Polonia, Rumanía y España hace inútil el despliegue del sistema instalado por EEUU y nada impediría que las ojivas atómicas alcanzaran sus objetivos. ¡Un gran negocio, señoras y señores!

Dada la actual coyuntura de tensión internacional, es necesario exigir al Gobierno español, la denuncia del tratado que permite la utilización de las bases de Morón y Rota a las fuerzas armadas de los EE.UU. y llamar a nuestras Fuerzas Armadas al cumplimiento de su misión constitucional: la defensa de la seguridad, integridad y soberanía de la Nación española.

Más información:

EE.UU. puede ver fracasar su escudo antimisiles. Iba contra Rusia, Irán era la excusa

La misión oculta de los marines USA en Morón: garantizar el escudo antimisiles de Rota como si fueran una fuerza de ocupación

La OTAN se quita la careta:”Con la amenaza de Irán levantada, el escudo antimisiles apunta a Rusia”

La respuesta rusa a la defensa antimisiles de EE.UU..

Facebooktwittergoogle_plusmailby feather
, , , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *